Discípulos y Misioneros

Documento de Aparecida: Texto y Comentarios

Comentario n. 341-346

Las universidades y centros de educación superior con inspiración católica son lugares donde jóvenes generaciones concretizan los caminos de sus vidas. En numerales anteriores se ha hecho referencia a los procesos de educación, en especial aquella que tiene como sujeto la Iglesia, y cómo dicha educación busca ser integral y ayuda a la persona  a situarse en el mundo con una visión trascendente.

Quienes han hecho la experiencia de la universidad se han dado cuenta que “una carrera” implica una opción y una ocupación, un modo de situarse en la sociedad. Una de las características de los estudios superiores de nuestro tiempo es la “especialización”, la dedicación constante a un sector de la realidad. Al mismo tiempo la especialización reduce el campo de visión. Es lógico: quien se ocupa de estudiar una parte, no está atento del todo. La universidad debería ser el lugar donde se aprende a ver  la realidad desde diversos puntos de vista, una auténtica visión integral.

Parte de la tarea en ámbito universitario es ayudar a los jóvenes a confrontarse con la verdad, no sólo una verdad científica de tipo práctico, o técnica, sino con aquella que lleva a la persona a encontrar las respuestas fundamentales de la vida. No se puede ignorar que los interrogantes vitales, se pueden posponer pero no se pueden ignorar.

Por esto es importante desarrollar una pastoral universitaria donde se privilegie el acompañamiento en el camino cristiano a los universitarios. Algunas veces, de modo equivocado, se ha pensado que “en la universidad se pierde la fe” cosa que no es verdad, sino que es un prejuicio y un modo de concebir la educación. Los jóvenes católicos tienen que testimoniar su fe en el ámbito universitario, la misma universidad debería facilitar esta labor.

Y quien, por motivos diversos, se encuentran en dificultad de vivir su fe, debería recibir una orientación fundamentar. La Iglesia no tiene temor de las universidades. Las universidades han nacido en el seno de la tradición católica y la Iglesia las promueve. Podemos recordar en las primeras universidades en América Latina, fueron promovidas por la Iglesia. A veces, por falta de sacerdotes, no se puede llegar a formar una auténtica pastoral universitaria, pero las congregaciones religiosas están llamadas a hacerlo, a responder no sólo con una educación de calidad en ámbito humanístico o científico, sino también en ámbito de fe. La luz de Cristo se debe proponer siempre con alegría y convicción.

junio 15, 2009 - Posted by | DOCUMENTOS, ENCUENTRO CON JESUCRISTO, IGLESIA, MISION CONTINENTAL | , , , , , , , ,

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: