Discípulos y Misioneros

Documento de Aparecida: Texto y Comentarios

MISIONEROS…

 Misionero:

Esta es la otra cara de la moneda, lo que complementa al discípulo. No se puede separar, una acompaña a la  otra. Así ha sido desde el comienzo, la misión viene como consecuencia de ser un discípulo. No puede haber un discípulo que no tenga una misión. Un apóstol, que significa “enviado” lleva una cosa concreta que realizar.

Y así es como lo plantea la Iglesia en nuestro tiempo: un discípulo-misionero. Uno que se ha convertido en discípulo es uno que tiene una misión. Como pasa muchas veces, a los bautizados se les olvida la propia misión, o solamente la miran como algo que es bueno y necesario, pero que son otros quienes deben hacer la misión.

¿Quién es un misionero?, ¿Qué es lo propio de misionero?, ¿Cómo se llega a misionero? ¿Podemos aprender de otros?

Y la pregunta esencial: Puedo ser yo un Misionero?, ¿Vivo la misión que he recibido?, ¿Cuál es la misión mía?

febrero 10, 2008 - Posted by | IGLESIA | , ,

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: